¿Es necesario leer novelas?

El mundo está cambiando, o eso parece. La entretención viene de otros lados, las series, los videos y las películas empiezan a ocupar nuestra mente durante los ratos libres.

Hoy en día nadie quiere leer, a no ser que esa lectura traiga algún beneficio concreto e inmediato: aprender a cocinar, a ser más productivo o a comprender mejor a las mujeres. A veces, para tener tema de conversación, o pretender ser alguien culto y letrado. Las novelas se leen por obligación; porque lo pidieron en la carrera o en el colegio, o porque es un libro regalado por alguien a quien no se quiere defraudar. El placer por la lectura viene en decadencia, y es algo bastante triste.

Las novelas nos brindan un grado de entretención que las series no pueden. Y no estoy hablando por pedantería. Tampoco quiero irme a los beneficios inmediatos de la lectura de ficción, porque si bien existen, son pocos. En el mundo de la inmediatez, de lo rápido y lo instantáneo, donde tras un chasquear de dedos se quiere todo de golpe, nadie va a anhelar este tipo de gratificaciones a largo plazo. Pero son mucho mejores.

Los libros de cocina tienen más éxito y un público más fiel incluso que los best-sellers de Amazon en la categoría de Ficción.

 

Remontándonos hacia lo más arcaico, el hombre comenzó a entender el mundo a partir de imágenes. Y esas imágenes empezaban a adquirir sentido a medida que el ser humano se lo otorgaba. Sin embargo, poco a poco, las meras imágenes fueron insuficientes para la comunicación, y se inventó el lenguaje basado en ellas. Las palabras. El logos de los griegos. A partir de la palabra, se asociaban cientos de imágenes incluso, para darles un sentido y un contexto.

El hombre comenzó a desarrollar más actividad cerebral, a evolucionar. Su cerebro empezaba a recibir estímulos que ya no eran externos, sino propios de la memoria y la imaginación. Al ver las palabras, las asociaba a esa serie de imágenes, y creaba con ello historias que nunca ocurrieron. Los relatos de ficción, sean novelas o cuentos, consistían en eso, precisamente: en componer armónicamente un desfile de imágenes que el hombre construye por su cuenta, y despliega solo en su cerebro.

Resultado de imagen para visual perception
El hombre ve y entiende por medio de imágenes

Hoy la televisión y el internet pretenden arrebatarnos eso. No digo que esté mal, desde luego que se aprende y se conoce mirando, observando, oyendo, olfateando, sintiendo con las manos el tacto de algo arrugado o liso o áspero, sintiendo el frío gélido o el calor abrasador. Pero si acumulamos esos estímulos, uno tras otro, y nunca les damos otro sentido más que el que tienen, estamos dejando a la imaginación arrinconada, sin posibilidad de crear.

Nosotros somos seres racionales, y la razón nos pide, imperativa, sollozando y de rodillas, que le demos una oportunidad para crear algo nuevo a partir de todo lo que se le dio. ¿Por qué no, por un instante, no imaginamos una realidad como la nuestra, con personas como nosotros, que viven vidas que nos gustaría vivir? O tal vez, ¿por qué no creamos mundos nuevos a partir de lo conocido?

Quizá es un trabajo hercúleo escribir una novela, pero por ese lado no hay problema: existen múltiples de historias ya escritas, que simplemente esperan adaptarse a cada mente, y que cada cerebro y cada alma las configuren según lo que estos conocen, y han visto, y sentido.

Captura de pantalla 2019-02-24 a la(s) 15.53.36.png
Las experiencias pueden ser múltiples, o parecer una locura completa. Sin embargo, todas ellas están hechas a partir de lo conocido, y reordenados de una manera distinta. 

Leer no solo es aprendizaje. Es vivir otras vidas. Es experimentar otras cosas. Es sentir por quienes nunca existieron, y solo habitan en nuestras mentes, y en las de quien lo pensó por primera vez.

Las novelas son algo así como un diálogo, mediante el cual una persona imagina algo, lo plasma sobre un papel y se lo deja a la posteridad, para que con el mero hecho de mirar a ese papel, pueda imaginar lo mismo, o casi lo mismo, o algo semejante, a partir de las propias experiencias que esa persona haya vivido.

Publicado por angelesmenablog

Escribo. Pienso. Vuelvo a escribir, borrar y reescribir. Vuelvo a pensar. Todavía no sé, realmente, si es que existo.

2 comentarios sobre “¿Es necesario leer novelas?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: